¿Qué es el CPM o "coste por mil impresiones" y cómo calcularlo?

 A día de hoy, vender no lo es todo. Puede que esto te parezca descabellado e ilógico cuando tu principal objetivo es vender tu producto o servicio para mantener en boga a tu empresa.

Sin embargo, hay razones suficientes que respaldan esta afirmación pues, a veces, planear acciones para ganar visibilidad nos resulta tan útil como lograr una venta.

Lo cierto es que a medida que más gente conozca nuestra empresa, más potenciales clientes tendremos y más ventas conseguiremos.

Con el afán de valorar nuestros impactos publicitarios, nace el concepto del coste por mil impresiones, más conocido como "CPM".

En este artículo vamos a hablar sobre lo qué es el CPM y cómo lo podemos calcular y optimizar. Además, presentaremos a su inseparable compañero CPC y haremos una comparación entre ambos modelos publicitarios.

Comenzamos:

  1. ¿Qué es el CPM?
  2. ¿Cómo se calcula el CPM?
  3. Entonces, ¿qué es el CPC?
  4. CPM vs. CPC ¿qué tipo de técnica elegir?

¿Qué es el CPM? (coste por mil impresiones)

Antes de sumergirnos de lleno en el mundo del CPM, vamos a repasar un par de conceptos imprescindibles para entender no solo este artículo, sino toda campaña de marketing:

✅ Clic: llamamos de esta forma a la acción de hacer clic en un anuncio. Es decir, se genera un clic cuando un usuario siente atracción por nuestro anuncio y pincha en él.
✅ Impresiones: denominamos impresión al momento en que un usuario está expuesto a nuestro anuncio, aunque no interactúe con él. Dicho con otras palabras, si nuestra campaña publicitaria ha generado 2000 impresiones, significa que nuestro anuncio se ha mostrado 2000 veces.

    Ahora que tenemos claro estos conceptos, nos centraremos en el tema que nos concierne.

    El término CPM:

    Hace referencia a un modelo de pago de publicidad online por el que el anunciante paga por cada mil impresiones que se muestra su anuncio

    El coste por mil sería la cantidad que tenemos que pagar cada vez que mil personas son expuestas a nuestro anuncio.

    ¿Cómo se calcula el CPM?

    ¿Cómo se calcula el CPM?

    La fórmula para calcular el coste por mil de un anuncio es sencilla.

    Lo único que debemos hacer es dividir el coste total de la publicidad entre el número total impresiones que genera nuestro anuncio. Después este número lo multiplicaremos por 1000.

    CPM = coste/impresiones x 1000

    ✅ Para entender esta fórmula, veremos cómo aplicarla con un sencillo ejemplo:

    Si hemos pagado 50 euros por 5000 impresiones, introduciremos estos datos en la fórmula de esta manera:
    CPM = 50/5000 x 1000

     

    Primero dividiremos 50 entre 5000, cuyo resultado nos da 0,01. Esta cifra representa el valor de cada impresión.

    En otros términos, pagamos 0,01 cada vez que un usuario ve nuestro anuncio.

    Ahora queremos saber cuánto pagamos por 1000 impresiones generadas, así que multiplicaremos la cifra que hemos obtenido por 1000.

    CPM = 0,01 x 1000

    El resultado de este cálculo es la siguiente cifra:

    CPM = 10

    Esto significa que el coste de mil impresiones de nuestro anuncio es de 10 euros.

    ¿Tienes una idea de negocio?

    Comienza a usar Shopify gratis por 14 días, sin necesidad de ingresar los datos de tu tarjeta de crédito

     

    Si quieres hacer más fácil aún este proceso y evaluar la efectividad y rentabilidad de tus campañas, te aconsejamos que uses la Calculadora de CPM gratis de Shopify.

    Con esta herramienta, calcular el coste de tu campaña publicitaria será un juego de niños.

    Qué-es-el-CPM-y-en-qué-se-diferencia-del-CPC -2

    ✅ Consejos de optimización del CPM para tu negocio

    Hay un detalle que debemos tener muy en cuenta si nos lanzamos a realizar una campaña CPM:

    Cuando pagamos una campaña publicitaria CPM, pagamos por visibilidad

    A este modelo publicitario le da exactamente igual si a los usuarios les ha gustado nuestro anuncio y han decidido darnos una oportunidad o si lo han pasado por alto.

    Independientemente del comportamiento del internauta, la cantidad que vamos a pagar es la misma. El CPM se puede comparar con el tradicional póster de carretera, al que unos hacen caso y otros no.

    Aquí es donde debemos sacar nuestro as de la manga y marcar la diferencia. Una vez que ya hemos conseguido que el usuario vea nuestro anuncio, debemos intentar que sienta interés por él.

    Lo primero que tenemos que hacer es escoger bien el objetivo de nuestra campaña y analizar en qué tipo de webs queremos colgar nuestro anuncio y en cuáles no nos interesa.

    ✅ ¿Cómo gestiono mis contenidos para un mejor CPM?

    Ahora que ya sabemos qué queremos conseguir con nuestra campaña y hacia quiénes debemos dirigirnos, tenemos que trabajar en el contenido y diseño de nuestro anuncio.

    Es imprescindible que aportemos creatividad, un buen copy persuasivo, un diseño llamativo o una buena oferta. En resumen, algo que sea irresistible para el potencial cliente.

    Aprende a escribir descripciones de productos que vendan solas. Sigue estos 9 pasos infalibles.

    ¿Tus fichas de producto reciben visitas pero nadie las acaba añadiendo a su carrito de la compra? Tenemos la solución. Aquí tienes las últimas técnicas de persuasión para aplicar a tus fichas de producto y conseguir incrementar tus ventas. Comienza hoy mismo y verás la diferencia.

     

    Por otra parte, una buena manera de hacer más efectiva nuestra campaña publicitaria es incluyendo un call to action, esto es, una llamada a la acción.

    Por ejemplo, podemos pedir al usuario que haga clic en el anuncio y, mediante un link, redireccionarle a nuestra tienda digital.

    → En Shopify contamos con varias aplicaciones que te ayudarán a maximizar tu inversión publicitaria:

    Es el caso de Dynamic Banner Suite, gracias a la cual podrás incluir en tu banner un formulario de captura de correo electrónico para aumentar tu lista de suscriptores.

    Qué-es-el-CPM-y-en-qué-se-diferencia-del-CPC -3

    Por último, es importante que tengamos en mente que el usuario cada vez está más cansado de los formatos publicitarios invasivos, así que procura huir de este tipo de anuncios.

    Entonces, ¿qué es el CPC? (coste por clic)

    CPC significa coste por clic. Esto significa que en las campañas CPC, a diferencia de las de CPM, no pagaremos por la visibilidad de nuestro anuncio, sino por la acción del usuario. Por ende, solo pagaremos cuando el usuario haga clic en nuestro call to action o link.

    ¿Tienes preguntas sobre el funcionamiento de Shopify?

    Visita el Centro de ayuda de Shopify

    ✅ ¿Cómo se calcula?

    Para calcular el CPC, lo que debemos hacer es dividir el coste total entre el número de clics.

    CPC = coste/clics

    De esta forma, si pagamos 100 euros por 20 clics, el cálculo sería así:

    CPC = 100/20

    Es decir, el coste por un clic sería de 5 euros.

    ✅ ¿Cómo lograr tus objetivos finales?

    Para lanzar una campaña CPC rentable, lo primero que debemos hacer es analizar en Google Ads el coste de las palabras clave (keywords) por las que nos interesa pujar.

    Ojo, es muy importante que estas palabras estén relacionadas con nuestro producto y con las necesidades que cubre.

    Si hacemos este análisis de forma correcta, podremos tomar mejores decisiones y ajustar la campaña de CPC a nuestro presupuesto.

    Además, también debemos utilizar las técnicas de persuasión para tratar de dirigir la atención de los usuarios hacia nuestro anuncio.

    De esta forma, aumentará nuestro Quality Score (nivel de calidad de nuestros anuncios de Google Ads), que está directamente relacionado con la efectividad de los anuncios CPC.

    Algunas acciones que podemos tener en cuenta para mejorar nuestro Quality Score son mejorar el copy de nuestros anuncios, hacer un keyword research, organizar las keywords y optimizar las páginas de destino.

    Crea la estrategia de marketing que tu ecommerce necesita

     

    CPM vs. CPC ¿qué tipo de técnica elegir?

    Ahora que ya tenemos claro en qué consisten el CPM y el CPC, vamos a ver cuál de las dos opciones nos conviene más para nuestro negocio.

    CPM vs. CPC ¿qué tipo de técnica elegir?

    👍🏻 Ventajas de una campaña CPM

    Las campañas CPM se centran en la visibilidad. Este factor le aporta ciertas ventajas:

    • Al pagar por las impresiones, este tipo de campañas son mucho más económicas.
    • Es un tipo de publicidad mucho más previsible, tanto para el anunciante como para el medio en que se aloja el anuncio, pues depende del volumen de tráfico de la página web.
    • El volumen de audiencia está garantizado y, por tanto, la inversión puede ser más rentable.

    Debido a que este tipo de campaña publicitaria genera visibilidad a un bajo coste, podemos recomendarla especialmente para aquellas empresas que quieran posicionar su marca o para los nuevos ecommerce que quieran darse a conocer.

    👎🏻 Desventajas de una campaña CPM

    Sin embargo, también tiene sus contras:

    • Es complicado medir su impacto y vincularlo con el retorno de inversión.
    • Puede resultar un poco invasivo, por lo que te recomendamos que inviertas en un anuncio muy creativo y llamativo.

    👍🏻 Ventajas de una campaña CPC

    Obviamente, la ventaja del coste por clic es que tenemos la certeza de que estamos pagando por un usuario que ha accedido a nuestra tienda online o web.

    Es decir, el usuario está más cerca de la conversión.

    Sin embargo, este formato también tiene sus contras, pues muy a menudo los usuarios hacen clic por inercia, sin tener un verdadero interés en el producto.

    En Shopify contamos con algunas aplicaciones para captar el interés de los visitantes a nuestra tienda y hacer más rápida su conversión a clientes, como Justuno Pop Ups y CRO Tools.

    Qué-es-el-CPM-y-en-qué-se-diferencia-del-CPC -4

    👎🏻 Desventajas de una campaña CPC

    Finalmente, tenemos que recordar que los anuncios CPC son más costosos que los de CPM, pues el tráfico generado va más allá de una simple impresión.

    Como hemos visto a lo largo de este artículo, es fundamental analizar bien qué queremos conseguir en nuestro negocio antes de decantarnos por alguna de las dos opciones.

    Si bien es cierto que nos hemos centrado en el CPM y CPC, existen también otros formatos como el CPA (coste por adquisición) y CPL (coste por lead) que merece la pena revisar.

    Qué-es-el-CPM-y-en-qué-se-diferencia-del-CPC -5

    Lo cierto es que el terreno del marketing es muy amplio y se renueva constantemente.

    Por eso es tan importante contar con ayuda de expertos, de la misma forma en que algunas empresas, como Malmo Shop y Artetrama, se apoyaron en Shopify.

     


    ¿Quieres comenzar con tu propio negocio?

    Empieza hoy mismo con tu prueba gratis de 14 días para montar tu negocio con Shopify.

    (Sin dejar los datos de tu tarjeta de crédito ni tiempo de permanencia)


     

    Publicado por Pablo Golán, editor del blog de Shopify en español y responsable de marketing de contenidos para España y Latinoamérica.

     

     

    Conceptos como el CPM pueden suscitar dudas. Aquí tienes las respuestas a las más frecuentes:

    ¿Qué es el CPM? (coste por mil impresiones)

    Hace referencia a un modelo de pago de publicidad online por el que el anunciante paga por cada mil impresiones que se muestra su anuncio

    ¿Cómo se calcula el CPM?

    La fórmula es sencilla: CPM = coste/impresiones x 1000

    ¿Qué estamos "comprando" cuando nos fijamos en el CPM de un anuncio?

    Cuando pagamos una campaña publicitaria CPM, pagamos por visibilidad online.

    ¿CPM ó CPC? ¿qué tipo de técnica elegir para mi ecommerce?

    Como muchas veces ocurre: DEPENDE. Debes analizar si tu objetivo es branding (entonces mejor CPM) para dar a conocer tu marca; Si buscas que hagan clic en un CTA para que vayan a comprarte un producto determinado, quizás te venga mejorpensar en términos de CPC.
    Mapa de categorias: